Actualidad14 Jul 2019

Archivo de la Nación pierde documentos de Miguel Grau

Ministerio de Cultura ha emitido cinco alertas de robos recientes en el AGN, que incluyen un oficio del héroe. Mientras, Contraloría constató desaparición de otros 48 documentos de Grau detectada a fines de enero. También se ha emitido alerta por desaparición de otros documentos coloniales y archivos notariales.
PÉRDIDAS. Capturas de documentos objeto de alertas virtuales de bienes sustraídos publicadas por el Ministerio de Cultura. Al centro, el documento de Grau.
Composición: OjoPúblico

El Ministerio de Cultura emitió en el último mes y medio hasta cinco alertas oficiales por pérdidas recientes de patrimonio documental del Archivo de la Nación (AGN), entre los que figuran papeles producidos por dependencias militares durante la Guerra del Pacífico, legajos judiciales de la época del Virreinato y protocolos notariales que se suman a los reportados como desaparecidos en los últimos tiempos. De acuerdo a los reportes revisados por OjoPúblico, con esas alertas se formalizó la búsqueda de más de veinte folios sustraídos de los fondos colonial y republicano del AGN.

Uno de los documentos reportados es un oficio manuscrito firmado por el héroe nacional Miguel Grau Seminario en enero de 1878. Se trata de una comunicación en la que Grau, en los días en que estuvo a cargo de la Comandancia General de Marina, corre traslado del nombramiento de un oficial dispuesto por el presidente de la República para la Gobernación de las Guaneras del Sur. El documento lleva un proveído de otro oficial y un sello de agua del máximo despacho naval.

FIRMA. Este es el documento de Miguel Grau reportado como suistraído del AGN el 17 de junio pasado.
AGN.

Según la alerta 084-2019, emitida el último 17 de junio por la Dirección de General de Defensa del Patrimonio Cultural del Mincul, el documento fue detectado a inicios de mayo cuando estaba a la venta en el portal de comercio electrónico Mercado Libre.

La desaparición de este folio se suma a una serie de pérdidas reveladas en tiempos recientes, tanto en reportes internos como en informes de la Contraloría, que tienen como eje el acervo documental relacionado con el héroe de Angamos.

A fines de enero del 2019, la Dirección del Archivo Histórico del AGN emitió un informe que reveló la desaparición de medio centenar de papeles de este tipo. Los documentos estaban identificados con el rótulo: “Miguel Grau, del 10 de noviembre de 1887 al 22 de noviembre de 1877. 190-235. 48 folios”. Del grupo solo quedó la guarda, es decir, la hoja que contenía la información general del conjunto y los datos técnicos de los procesos archivísticos a que había sido sometido en diferentes épocas.

DESCRIPCIÓN. De acuerdo al Mincul, el documento perdido fue emitido y firmado por Miguel Grau cuando estuvo a cargo de la Comandancia General de Marina.

Esta pérdida fue confirmada a raíz de una acción de control realizada en marzo por la Contraloría General de la República. El documento con los hallazgos cita reportes internos del AGN para indicar que, durante una revisión indagatoria tras la difusión de documentos entregados por un presunto traficante al programa televisivo Cuarto Poder, no se encontraron cartas de Grau. Lo que se encontró fue la guarda vacía, sin rastro de los papeles, que formaban parte del legajo 253 de la Comandancia General de Marina.

Testigo de cargo

El historiador Carlos Villanueva detectó esa misma evidencia cuando trataba de obtener información más precisa sobre los documentos mencionados en la denuncia periodística. Villanueva, quien se presentó en el AGN en su condición de investigador, revisó legajos y solicitó de esa guarda vacía para conservarla como indicio de un nuevo caso de robo. “Me dijeron que ese no era un documento histórico, y que por lo tanto no me podían dar una copia”, recordó a una consulta de OjoPúblico. A decir del historiador, una funcionaria argumentó que ni siquiera era un documento técnico, sino que se trataba de un papel simple que alguien no identificado había dejado entre los papeles históricos.

Ante su insistencia, le dijeron que debía enviar una carta al viceministro de Patrimonio Cultural, Guillermo Cortés, para pedir autorización. Días después, Villanueva recibió una respuesta oficial de la secretaria general del Archivo, para comunicarle la suspensión del servicio y que no se le daría copia de la hoja técnica solicitada debido a que la sección documental de la Comandancia General de Marina se encuentra “en revisión”. La respuesta, a la que OjoPúblico tuvo acceso, admite que la pieza solicitada por Villanueva era un documento de procedimientos técnicos y confirma la desaparición de su contenido.

DETALLE. Lista de documentos que el historiador Carlos Villanueva estaba cotejando. El detalle central muestra sus apuntes sobre la guarda vacía encontrada.
Foto: Gianella Tapullima/OjoPúblico

“Los funcionarios ya sabían que esos documentos estaban desaparecidos, pero me dijeron una cosa distinta”, dijo Villanueva.

Esta pérdida acentúa las especulaciones sobre piezas del mismo periodo que circulan en el mercado del coleccionismo. No hace mucho salió a la venta por Ebay un oficio dirigido a la Comandancia General de Marina en el que se aprecia un proveído por Miguel Grau fechado en octubre de 1877, apenas tres meses antes del documento reportado como perdido en la reciente alerta del Ministerio de Cultura. La fecha de esa carta coincidía con las del legado que se conserva en el AGN, pero no pudo ser reclamada. 

VENTA. Otro documento de la misma época fue vendido hace poco en Ebay. Llevaba el proveído de Miguel Grau. AGN no pudo identificar su procedencia.

Según el informe 004-2009, emitido en marzo por el Área de Procesos Técnicos Archivísticos del AGN, la dificultad principal -a pesar de que las fechas coinciden con las del documento reportado como perdido- fue que  no existe un catálogo de todos los documentos dirigidos a esa Comandancia, además de que la carta en cuestión no tiene sellos o rasgos de signatura que permitan identificar su origen. 

El historiador Carlos Villanueva –quien fue Coordinador de la Comisión de Transferencia del Archivo de la Nación en el 2006- dice que esa afirmación es insostenible. “Cuando yo asumí la coordinación de la transferencia, pedí información de este tema y me llegó de manera oficial y extraoficial. Aquí están todos los documentos de Grau, con el detalle de fecha, encabezado, data tópica, signatura, número de folios”. Ese catálogo tiene 312 entradas, y además existen catálogos correspondientes a las exposiciones documentales organizadas por Dirección Nacional de Archivos Histórico de los años 2014 y 2015, los que además no serían los únicos.

CATÁLOGO. Captura de la base de datos con los 312 entradas documentales, que corresponden a las fechas extremas 1856/02/09 – 1890/06/03. / Archivo Carlos Villanueva

En las nuevas alertas sobre pérdidas en el Archivo también figura un número no preciso de folios manuscritos procedentes del legajo 254 de la Comandancia General de la Marina, correspondientes a los años 1878 y 1893, es decir el periodo que va desde un año antes de la Guerra con Chile hasta diez años después de la ocupación de Lima por el ejército chileno. La alerta indica que la desaparición de estos documentos fue notificada por el AGN el pasado 4 de abril del 2019. 

Esta pérdida motivó que a inicios de junio pasado se abriera el caso 30-2019 en la 53 Fiscalía Provincial Penal de Lima.

HALLAZGO. El catálogo, del que Villanueva guarda una copia en sus archivos, le ha permitido identificar uno de los documentos entregado por un presunto traficante a inicios de enero. /Archivo Carlos Villanueva.

Según Villanueva, el problema es que la mencionada alerta no señala de manera precisa cuáles son y cuál es el contenido o información de los folios suplantados. En ese sentido, “carece de rigor técnico, y por tanto no contribuirá a la recuperación de los folios que se refieren vagamente. Es urgente corregir este error”, comentó el investigador.

Expertos consultados por OjoPúblico indicaron que, si bien algunos de estos documentos no se refieren a episodios de guerra o detalles biográficos notorios, cada uno constituye una pieza del patrimonio que puede servir para diferentes tipos de estudios, dependiendo del enfoque de cada investigador.

HISTORIADOR. Carlos Villanueva es doctor en Historia por la Universidad de Sevilla y fue Coordinador de la Comisión de Trasnsferencia del AGN en 2006
Foto: Gianella Tapullima / Ojo-publico.com

 

Otras pérdidas

El grupo de alertas recientes reporta además la desaparición de 2 folios manuscritos de la serie Causas Criminales del fondo de la Real Audiencia de Lima, correspondientes a 1793; 14 folios de la misma serie correspondientes a 1779; y 5 folios manuscritos del Protocolo Notarial N° 875 de los escribanos Félix Sotomayor y Carlos Sotomayor, de los años 1880 y 1881.

Las alertas se conocen mientras siguen las investigaciones por el recordado robo de un manuscrito del Libertador José de San Martín, revelado por Ojo-publico.com en noviembre del 2018, y poco después de la difusión de un informe de la Contraloría que estima en más de 17 mil los documentos faltantes, de acuerdo a un informe de Canal N. El AGN aduce que la cifra no corresponde a un periodo específico, sino que al parecer registra el total de desapariciones ocurridas en sus casi 160 años de historia.

ANUNCIO. El Archivo General de la Nación no facilitó una entrevista con la Jefa Institucional, Olinda Graciela Rengifo García. Sin embargo, al día siguiente emitió este comunicado.

En otro informe, del 21 de mayo último, la Contraloría señala que “El Archivo General de la Nación no cuenta con un protocolo, procedimiento o disposición para efectúan ‘investigaciones internas’ ante la pérdida de documentos, que identifiqque causas, emita recomendaciones y señale responsabilidades […] que evite, a sí como corrijan, la persistente desaparición del Patrimonio Documental Archivístico a su cargo”.

Ojo-publico.com solicitó el viernes una entrevista con la Jefa Institucional del AGN, Olinda Graciela Rengifo García, para obtener precisiones sobre esta situación, pero hasta el cierre de esta edición no se obtuvo respuesta. Sin embargo, la institución publicó ayer un comunicado para anunciar que a partir de mañana, lunes 15 de julio del 2019, se implementará un sistema de citas para la atención y consulta del patrimonio documental. Según el comunicado, esta disposición se toma “a fin de extremar las medidas de seguridad y fortalecer el resguardo del patrimonio documental y archivístico”.

Autores: