Los retos de Yanapay Perú: filtrar lista de beneficiados y agilizar pagos

El nuevo bono anunciado por el Estado para ayudar a las personas afectadas por la crisis económica priorizará los desembolsos a través de canales digitales como la billetera electrónica y el uso, por primera vez, de la Cuenta DNI. El Banco de la Nación tendrá a su cargo cerca del 60% de los pagos, por lo que están ampliando sus canales de atención. Este nuevo subsidio implica el doble de transacciones que los bonos anteriores y se iniciará el 13 de setiembre.

SUBSIDIO. La página web habilitada por el Gobierno para dar más información es yanapay.gob.pe

SUBSIDIO. La página web habilitada por el Gobierno para dar más información es yanapay.gob.pe

Foto: Andina.

Actualizado 8 de setiembre de 2021

Desde que se inició la pandemia por la Covid-19, el Gobierno peruano aprobó programas de créditos y subsidios para ayudar a las empresas y personas más afectadas por la inmovilización social, el desempleo y la crisis. De estas iniciativas, seis fueron bonos de dinero en efectivo focalizados en grupos de riesgo, como personas en pobreza y pobreza extrema, trabajadores independientes y en suspensión perfecta, hogares rurales y familias vulnerables.

Solo se mantiene vigente el denominado Bono 600, con posibilidad de cobro hasta fines de setiembre, y está destinado a los hogares de las regiones y provincias clasificadas en un nivel de riesgo extremo por la segunda ola de coronavirus. De acuerdo con la data del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF), para los otros cinco subsidios (Yo me quedo en casa, independiente, rural, familiar universal y suspensión perfecta) se asignaron S/13.660 millones, de los cuales se llegó a distribuir el 92 %.

Los bonos mencionados contemplaron la entrega de entre S/380, S/600 y S/760 a cada hogar. A esta lista se sumará ahora un nuevo subsidio aprobado por la gestión de Pedro Castillo, que demandará una inversión de S/ 3.105 millones y al que han denominado Yanapay Perú. Este bono distribuirá S/350 por persona y duplicará el monto a S/700 en caso el beneficiario tenga a su cuidado uno o más menores de edad.

En cinco de los bonos que se entregaron desde 2020, el Gobierno destinó S/13.660 millones".

En febrero de 2021, el Fondo Monetario Internacional (FMI) recomendó al Perú mantener las políticas de estímulo fiscal y sugirió distribuir un nuevo bono para la población vulnerable. El entonces ministro de Economía, Waldo Mendoza, señaló que la propuesta era inadecuada porque ya no estamos en cuarentena y porque cuando se terminen los desembolsos los indicadores de pobreza volverán a elevarse.

En contraposición, el actual titular del sector, Pedro Francke, se mostró de acuerdo con un nuevo subsidio desde que formaba parte del equipo de campaña del partido Juntos por el Perú, y ahora, como miembro del Gobierno de Pedro Castillo, asegura que el bono está justificado en el balance fiscal. 

 

Pedro Francke
MEF. El actual ministro de Economía, Pedro Francke, asegura que el nuevo subsidio no quiebra las metas fiscales del año.
Foto: Andina.

 

A diferencia de los apoyos anteriores, Yanapay Perú se entregará de manera individual porque en una misma vivienda familiar pueden residir más de un hogar. Precisamente, uno de los inconvenientes registrados por la Defensoría del Pueblo durante la distribución de bonos anteriores fue que algunas mujeres líderes del hogar no podían acceder al programa porque el dinero aparecía a nombre de otro miembro de la familia o, incluso, de personas que ya no residían allí.

La entrega escalonada del bono estaba prevista para el 8 de setiembre, según lo adelantó en conferencia de prensa la ministra de Desarrollo e Inclusión Social (Midis), Dina Boluarte Zegarra, sin embargo, el inicio de su distribución se postergó para el 13 de este mes. Solicitamos una entrevista con algún vocero del ministerio, pero indicaron que por el momento no se pronunciarán sobre este tema.

El jueves 2 de setiembre, Boluarte Zegarra se reunió con el presidente de la Asociación de Bancos del Perú (Asbanc), Martín Naranjo Landerer, y con los representantes de las Cajas Municipales para coordinar la inclusión financiera del mayor número de personas a las que está dirigida el bono, sobre todo en zonas rurales. El objetivo es reducir los desplazamientos y aglomeraciones.

 

Filtros en el padrón 

El número de beneficiarios de Yanapay Perú será casi el doble al de sus antecesores. Mientras la mayor cantidad de desembolsos del 2020 se hicieron a través del Bono Familiar Universal este implicó unos 6,8 millones de pagos, al mismo número de familias, se estima que el nuevo bono se entregará a 13,5 millones de personas, mayores de 18 años, y bajo cuatro criterios señalados en el Decreto de Urgencia 080-2021

Uno de ellos es que se encuentren en situación de pobreza y pobreza extrema, de acuerdo con el Sistema de Focalización de Hogares (Sisfoh); y que pertenezcan a hogares con algún beneficiario de los programas sociales Pensión 65, Juntos y Contigo, o que ellos mismos lo sean. 

Asimismo, que no integren hogares registrados en la planilla privada o en el Aplicativo Informático para el Registro Centralizado de Planillas y de Datos de los Recursos Humanos del Sector Público (Airhsp), excepto los pensionistas y los que participen de alguna modalidad formativa laboral. Adicional a ello, el ingreso mensual de dichos hogares no debe superar los S/ 3.000.

Yanapay Perú se entregará a 13,5 millones de personas, mayores de 18 años, y bajo cuatro condiciones".

En la entrega de los bonos anteriores se registraron reclamos vinculados a la confección del padrón de beneficiarios. Por ejemplo, la Contraloría detectó que 3.864 presos aparecían como responsables de cobrar el Bono Familiar Universal en representación de sus familias; y que en el bono “Yo me quedo en casa” se omitió a 214.758 hogares en situación de pobreza y pobreza extrema.

A julio de 2020, la Defensoría del Pueblo recogió más de mil quejas de personas que no podían acceder al bono. Entre las complicaciones se detectó información desactualizada en el padrón, formas de pago inadecuadas o inaccesibles para algunas familias, falta de respuesta en los canales de orientación, problemas para atender a adultos mayores y personas en grave estado de salud.

Para no repetir estos problemas, el Midis publicó la Resolución Ministerial 163-2020 que aprueba la pauta técnica para elaborar el registro de hogares elegibles para el subsidio, con ayuda del Registro Nacional de Identificación y Estado Civil (Reniec). Con ello se espera optimizar los cruces de datos y filtros relacionados a los DNI y el Registro Nacional de Hogares, la plataforma que se habilitó en 2020 para validar, complementar o actualizar la información de los integrantes de la familia.

En tanto, el tope de S/ 3.000 de ingresos se verificará con la data de la Superintendencia de Banca, Seguros y AFP (SBS), la Superintendencia Nacional de Aduanas y de Administración Tributaria (Sunat) y el Aplicativo Informático para el Registro Centralizado de Planillas y de Datos de los Recursos Humanos del Sector Público (Airhsp). Sin embargo, se desconoce los procedimientos establecidos por el Midis para incluir a poblaciones indígenas, personas indocumentadas y mujeres trans.

Mónica Callirgos Morales, jefa del Programa de Descentralización y Buen Gobierno de la Defensoría del Pueblo, señala que la información del padrón de beneficiarios ha mejorado desde la primera entrega del bono “Yo me quedo en casa”, en que se usó como única fuente el Censo de 2017 realizado por el Instituto Nacional de Estadística (INEI). Por ello se creó el Registro Nacional de Hogares, a fin de que las propias familias anoten sus datos y estos pasen por un cotejo de la Reniec para confirmar si se suman o no a la lista de ciudadanos elegibles.

Bono
DEMORAS. El año pasado se registraron largas colas en los centros financieros autorizados para realizar los desembolsos.
Foto: Andina.

 

“En el último Bono 600 se ha cruzado la data de Reniec con Sunat y planillas, y esperamos que sigan mejorando este filtro, pero seguramente se seguirán presentando algunos reclamos. Por eso recomendamos que se regule un procedimiento excepcional para entregar el dinero en casos donde el sistema de pago falló, o que al menos se responda el reclamo de los afectados”, señaló.

Callirgos Morales explicó que hasta diciembre de 2020, la Defensoría del Pueblo detectó 197 casos de carritos pagadores que no llegaron a su destino. Este sistema implica el pago a domicilio en localidades alejadas de entidades financieras, y el Midis tuvo que hacer un trámite extemporáneo para poder entregar el dinero este año. Asimismo, se presentaron 302 reclamos de familias porque se asignaron como receptores del dinero a personas desconocidas en sus hogares.

“Para la entrega de este nuevo bono la Defensoría recomienda que se transparenten los criterios para elaborar los padrones, que se difunda de manera masiva y oportuna el uso de la plataforma web, teniendo en cuenta que no todos los usuarios conocen la tecnología. También que los cronogramas de pago no se crucen con el abono de otros subsidios, como el de los programas sociales. Lo importante es no generar falsas expectativas en la gente y que sus reclamos sean atendidos”, añadió Callirgos Morales.

La página web habilitada por el Gobierno para dar más información es yanapay.gob.pe, a través de la cual se detallarán las modalidad de pago y fechas que le corresponde a cada grupo de beneficiarios. A partir del 13 de setiembre se podrá revisar quiénes están en el padrón de beneficiarios del primer bloque, pero aquellos que no son usuarios de un programa social podrán conocer la fecha y modalidad de pago a partir del 24 de setiembre. 

 

Modalidades de pago: la Cuenta DNI

El pago de Yanapay Perú se canalizará a través de 18 entidades financieras, pero el Banco de la Nación tendrá la responsabilidad de aproximadamente el 60% del público objetivo. En la lista están las cuatro entidades que concentran el mercado de los créditos bancarios: el Banco de Crédito del Perú (BCP), el BBVA, Interbank y Scotiabank, pero también Banbif, Banco de Comercio, GNV, cajas municipales y financieras.

OjoPúblico pidió conocer la posición de Asbanc, pero la entidad que representa a los principales bancos del país no se pronunció hasta el cierre de esta nota. En cambio, Ramiro Postigo Castro, vicepresidente de la Federación Peruana de Cajas Municipales de Ahorro y Crédito, señaló que están coordinando con el Midis para que la demanda actual no rebase la capacidad de atención de sus entidades financieras.

“Tuvimos una reunión preliminar este jueves [con la ministra Dina Boluarte]. Nos hemos comprometido en apoyar para que el bono llegue más rápido a las familias. Esta vez el número de desembolsos será el doble, pero la diferencia es que ahora se trabajará con la billetera electrónica, Cuenta DNI y los procesos digitales vigentes. Se busca que la mayoría no acuda a las oficinas, y utilice los mecanismos alternativos para evitar posibles contagios”, señaló el también gerente central de Caja Arequipa.

Por su parte, Keith Carpio, gerente de la Red de Agencias del Banco de la Nación (BN), explicó que los desembolsos se realizarán en cuatro grupos. El primero, al que se atenderá desde el 13 de setiembre, está conformado por cerca de 1,1 millones de personas de los programas sociales, los cuales representan a un 8 % del total de beneficiarios proyectados y que ya cuentan con canales para recibir el dinero en sus cuentas o en sus domicilios.

 

BN
BANCO DE LA NACIÓN. Esta entidad financiera cubrirá cerca del 60% de la demanda de pagos en Yanapay Perú.
Foto: Andina.

 

El segundo grupo incluye al 63 % del público objetivo, y lo conforman cerca de 8,5 millones de ciudadanos con cuentas bancarias en alguna entidad financiera o que tienen billetera digital, banca celular o están afiliados a la cuenta DNI. Esta última es una cuenta de ahorros del Banco de la Nación vinculada al documento de identidad y que permite recibir pagos, devoluciones o bonos del Estado sin acudir a una agencia. La iniciativa se tramita de manera virtual, y es la primera vez que se usará para canalizar los subsidios en la pandemia. 

El tercer bloque está conformado por cerca de 382 mil personas de comunidades rurales y que no tienen acceso a bancos o cajas municipales, por lo que recibirán el dinero a través de carritos pagadores. Esta modalidad fue creada el año pasado por el Ejecutivo y consiste en el traslado de los fondos a través de vehículos de empresas transportadoras de valores.

Unas 3,5 millones de las personas aptas para el bono no tienen cuenta bancaria ni celular registrada a su nombre".

El último grupo es de aquellos que no tienen cuenta bancaria ni celular registrado a su nombre. Son unas 3,5 millones de personas, el 26 % de Yanapay Perú, y solo podrán cobrar a través del Banco de la Nación. “Para evitar colas y aglomeraciones estamos viendo la posibilidad de ampliar el horario de atención desde las 6 a.m. o 7 a.m., atender los domingos donde exista mayor demanda, incluir ferias móviles para sumar a más gente a la Cuenta DNI”, explica Carpio.

El funcionario del Banco de la Nación indicó que también están coordinando la contratación de más personal para que las agencias atienden al 100 % de su capacidad, incluso se están acondicionando módulos vacíos para ampliar la oferta. Habrá ventanillas exclusivas para Yanapay Perú, así como orientadores y “canguros pagadores” para recibir el bono en la cola, 

“Se va a tener que afianzar la comunicación para que las personas de los grupos 1 y 2 sepan que no requieren ir a las oficinas bancarias, pues pueden retirar su dinero de agentes o cajeros. Solo el grupo 4 se vería en la necesidad de retirarlo en ventanilla, y pensando en ellos es que estamos diseñando estas facilidades. El principal reto es la cantidad de gente que se atenderá en este bono, casi el doble que en casos anteriores”, añadió.

 

Noticias Relacionadas