OjoBiónico

Yonhy Lescano, congresista de la República

“Las Bambas no ha pagado [...] impuestos el 2015 y el 2016”

Fecha de la declaración: 14 de agosto de 2019

EngañosoEngañoso
Andina

Durante el Pleno del Congreso, el congresista Yonhy Lescano dio a conocer su punto de vista sobre el manejo de los conflictos sociales por parte del Poder Ejecutivo. Al referirse específicamente al proyecto minero Las Bambas (Apurímac), Lescano indicó: “Las Bambas no ha pagado [...] impuestos el 2015 y el 2016”. Tras revisar la normatividad de la actividad minera, estudios independientes sobre los aportes de la empresa, y consultar con expertos, Ojo-publico.com concluye que la afirmación del congresista Lescano es engañosa. 

 

Ver: [13:17-13:24]

De acuerdo al ordenamiento legal vigente, que incluye la Ley de Minería y normas complementarias, la actividad minera en el Perú no solo tributa por concepto de Impuesto a la Renta (IR), sino que también realiza aportes asociados a la explotación y exportación de los recursos. Es el caso del Impuesto Especial a la Minería (IEM), el Gravamen Especial Minero (GEM), las regalías mineras y las regalías contractuales (para casos específicos). Además, las empresas mineras también pagan tributos aduaneros, el Impuesto Selectivo al Consumo (ISC), derechos de concesiones, alcabalas, etc. 

No obstante, el canon minero, según la Ley N°27506, “está constituido por el 50% (cincuenta por ciento) del total de ingresos y rentas obtenidos por el Estado en la actividad minera, por el aprovechamiento de los recursos minerales, metálicos o no metálicos”. El Estado, según la misma norma, es el encargado de redistribuir estos ingresos de manera efectiva entre los gobiernos regionales y locales. De ahí que el interés se centre en el pago del Impuesto a la Renta (IR), pues se trata del impuesto que mayores ganancias deja al Estado. 

Para determinar el Impuesto a la Renta aplicable al proyecto minero Las Bambas, es necesario establecer una línea de tiempo. De acuerdo a un informe de la Defensoría del Pueblo, los hitos de esta historia son los siguientes:

-La concesión del proyecto cuprífero se remonta al año 2005, cuando la empresa Xstrata, de capitales suizos, ganó la licitación pública para la exploración de Las Bambas en la provincia de Cotabambas (Apurímac). 

-Ocho años después, en el 2013, Xstrata fue comprada por la multinacional de origen suizo Glencore, que a su vez transfirió su participación total en el proyecto Las Bambas al grupo de capitales chinos MMG en el 2014. 

-En el 2015, se terminó la construcción de la mina Las Bambas y solo a inicios del 2016 se realizó el primer embarque de cobre a través del puerto de Matarani. 

Consultado para esta verificación, Epifanio Baca, economista y coordinador general del Grupo Propuesta Ciudadana -un consorcio de organizaciones independientes que elabora propuestas de políticas para la reforma del Estado- aclaró que si bien Las Bambas no pagó el Impuesto a la Renta los años 2015 y 2016, tampoco estaba obligado a hacerlo: “En el 2015, Las Bambas se encontraba en fase preoperativa, por lo tanto no generaba utilidades y no estaba obligado a pagar el IR. En el 2016, cuando se produce el primer envío de minerales al exterior, la empresa entró en un período de recuperación de la inversión y por ende se encontraba exonerado del pago del IR”, aseguró. 

Baca señaló, además, que, de acuerdo al contrato de concesión que firmó con Proinversión, esta exoneración del pago de IR se mantiene hasta el 2019 y regirá hasta que la empresa recupere la inversión realizada para poner en marcha el proyecto. Según estimaciones de la ONG CooperAcción, especializada en la gestión sostenible del territorio, el pago del Impuesto a la Renta por parte de la empresa Las Bambas podría darse en el mejor de los casos en el año 2022 o el 2023.

José De Echave, exviceministro de Gestión Ambiental y director de Cooperacción, señaló que la afirmación del congresista Lescano no es exacta. “En el 2015, la empresa Las Bambas no había empezado a producir comercialmente o atravesaba por lo que se conoce en la minería como la fase blanca, por lo tanto no correspondía un pago del Impuesto a la Renta. En el 2016, hubo un proceso de recuperación de las inversiones y tampoco correspondía un pago de IR”.

César Flóres, economista y coautor de una investigación titulada “Recaudación fiscal y beneficios tributarios en el sector minero a la luz de los casos Las Bambas y Cerro Verde” (2017), explicó que lo que se conoce como período de la recuperación de la inversión responde a una combinación de elementos: “El efecto contable, referido a la depreciación la inversión en  maquinaria, que en el caso de Las Bambas asciende a 7.180 millones de soles; adicionalmente, los préstamos solicitados por la empresa a bancos chinos, que demandan amortizaciones altas hasta el año 2022 o 2023; por último, la política tributaria peruana en el sector minero, que por sus particularidades puede alargar el período de no pago del Impuesto a la Renta”.

En el estudio mencionado, Flóres y otros profesionales hicieron un ejercicio de simulación del pago del Impuesto a la Renta y por ende del canon minero que tendría que aportar la empresa que opera Las Bambas en los próximos años, según el precio del cobre en los mercados internacionales. El estudio contempló tres escenarios:

El que se proyectaba sobre los precios del cobre vigentes en el 2017, año de la publicación, a razón de US$2.14 la libra. En este caso, la empresa comenzaría a pagar impuesto a la renta entre el séptimo y octavo año de operación. Por lo tanto, no estaba obligada a pagar IR en el 2015 y 2016. 

El escenario pesimista, donde el precio del cobre cae -20% (hasta llegar a costar 1.71 US$/libra), la empresa Las Bambas dejaría de pagar el IR prácticamente durante todo su ciclo de vida.

En el tercer escenario, al que el estudio califica como optimista, el precio alcanza un repunte significativo o atraviesa por un boom de precios que lo elevaría hasta 3.50 US$/Libra. En este caso, según los términos del contrato de concesión, la empresa de capitales chinos tampoco hubiera tenido que haber comenzado a pagar el IR en los años 2015 y 2016, sino recién en el 2020.

Ojo-Publico.com realizó la consulta al congresista Lescano para obtener precisiones sobre su afirmación. Aunque al inicio su asesora de prensa ofreció enviar información al respecto, al cierre de esta edición no recibimos respuesta. 

Tras lo expuesto, Ojo-Publico.com concluye que la afirmación del congresista Yonhy Lescano acerca de que Las Bambas no pagó impuestos en los años 2015 y 2016 es engañosa. 

Autor:

Síguenos

Recibe nuestros mejores reportajes, crónicas e investigaciones.