Actualidad

"Caso Lava Jato y sus derivados políticos han trabado megainversiones"

16 Jul 2017
La mayor investigación por corrupción en América Latina, las órdenes de captura para los expresidentes Alejandro Toledo y Ollanta Humala, las disputas entre el gabinete de Pedro Pablo Kuczynski y el Congreso dominado por el fujimorismo, así como el Fenómeno El Niño Costero, han golpeado a los diferentes sectores económicos del Perú. Para conocer el futuro próximo en medio de esta convulsionada coyuntura política, Ojo-Publico.com entrevistó a José Carlos Lumbreras, gerente de Desarrollo de Proyectos de Top Perú Publications, que anualmente edita la publicación Top 10,000 sobre las mayores empresas del país.

¿Las denuncias por corrupción del Caso Lava Jato han reconfigurado el panorama empresarial del Perú?

El Caso Lava Jato afectó a todos los sectores, también al inmobiliario. El gobierno de Kuczynski sabía que el tema de la infraestructura era importante porque la actividad minera todavía está baja. El dinamismo de la economía, que no se vio en la época de Ollanta Humala, se tenía que ver ahora por el lado de la infraestructura. Sin embargo, el Caso Lava Jato y sus derivados políticos han trabado las megainversiones y han frenado la expectativa de lo que se iba a venir. Durante todos estos años la mediana empresa creció muchísimo, principalmente, porque eran proveedores de los sectores mineros y de la construcción. Hoy, ambos sectores están golpeados. 

¿Este golpe cambió mucho el ranking de las mayores empresas del sector inmobiliario?

No en gran medida. El impacto del [Caso Lava Jato] recién se observará este año. En el 2016 no se notó porque los contratos [de dicho sector] estaban vigentes.

 

IMPACTO PROFUNDO. El Caso Lava Jato ha impacto en la carrera polícita de los expresidentes Alejandro Toledo y Ollanta Humala y también en la economía peruana. / Andina.

¿Y los proveedores de las grandes empresas del sector construcción también fueron afectados?

Directamente. A muchas ni siquiera les están pagando. Estas compañías no avanzaran este año y algunas quebrarán porque no tendrán liquidez. El problema es que habían invertido con la expectativa de que se iban a concretar sus proyectos de inversión. Sin embargo, hoy estamos más estancados de lo que estábamos en la época de Humala. Esto debido a problemas políticos que no fueron calculados al inicio del gobierno. No te hablo solo del Caso Odebrecht, te hablo de la relación entre el Ejecutivo y el Legislativo, del manejo del asunto del Contralor [Edgar Alarcón], y de otros temas que no son económicos, pero que sí afectan las inversiones.

"El impacto del Caso Lava Jato recién se observará en este año"

¿La disminución en casi US$ 7 mil millones de la cartera de Proinversión se debe al ruido político?

Después de las investigaciones por el Caso Lava Jato, el Ejecutivo ha tenido que ponerse más duro para defenderse de hechos ilícitos en el futuro. Proinversión ha tenido que revisar su normativa, por un lado, para lograr ser más ágil, y por otro, para evitar que se filtren malos proyectos ya que en la época de Humala se adjudicó mucho, pero no se avanzó en el análisis de los contratos. Ahora Proinversión se está tomando el tiempo debido. En el caso de las Asociaciones Público Privadas (APPs) incluso se están creando contratos más detallados que implican dedicar un tiempo previo antes de lanzar proyectos. Entonces, este año no habrá mucho dinamismo porque están ordenando la casa para luego hacer las cosas bien.

 

 

RECONSTRUCCIÓN EN RIESGO

 

¿La situación del sector construcción afectará la recuperación de las zonas afectadas por el fenómeno El Niño?

Lo que dice el sector privado es que para agilizar [esta reconstrucción] y para que los plazos se cumplan debería contratarse a un consultor especializado en gerencia de proyectos de esta envergadura. Por ejemplo, cuando pasó lo del huracán Katrina en Estados Unidos o los incendios que hay en Canadá, [los gobierno contratan] a compañías especializadas en gerenciar proyectos. De tal forma que los contratos están mejor elaborados y revisados. Con lo cual no hay espacio para la corrupción. Sin embargo, esta tiene que ser una decisión política, porque de lo contrario toda la gente se tirará contra el Gobierno. Ahora, Proinversión ha sacado un paquete de obras por impuestos que podría agilizar el tema, aunque no se trata de los principales proyectos. 

¿Si se restringe la participación de las empresas relacionadas al Caso Lava Jato, como parece que ocurrirá con Graña y Montero, esto afectará la reconstrucción?

El problema es que todas las constructoras con experiencia en infraestructura tenían algún contrato con Odebrecht porque dicha compañía estaba metida en todos los proyectos. Graña y Cosapi son empresas que, lamentablemente, tienen el know how de todo lo que necesitamos [para la reconstrucción], y precisamente son estas las que no se que quiere que participen. Hay congresistas que dicen que esto debe tomarse con calma. Claro, lo dicen porque no viven en las zonas afectadas por El Niño. Si la reconstrucción se demora un año, a ellos no les importa, pero sí a la gente que reside en estas zonas.

"En todos los sectores hay oligopolio, es decir, dos o tres empresas principales. No se siente tanto porque la gente no conoce qué marca es de qué empresa".

 

¿La paralización del sector minero tiene relación con las protestas sociales o ese es un factor secundario?

Nosotros hicimos un análisis para Perumin en el 2015, y en realidad la mayoría de los proyectos están paralizados por temas de rentabilidad. O sea, no es que se paralizó todo por el tema social luego de Conga [en Cajamarca]. El problema ya había empezado por la caída del precio de los minerales. Actualmente, el sector minero está esperando mejores precios. También esperan que mejore el mercado para poder explorar como años antes. El sector minero ha crecido el 2016 y lo hizo como rezago de todo lo que se invirtió en años anteriores. Sin embargo, lo que no hay son nuevos proyectos. El crecimiento minero no será bueno este año.

 

IMPACTO. La constructora Graña y Montero, socia de Odebrecht en diferentes megaproyectos en el Perú, ha sido una de las más impactadas tras la revelación del Caso Lava Jato. / Andina.

¿Ante la caída de los sectores de la minería y la infraestructura, existe algún sector económico que vaya a crecer?

Dentro del ránking del Top Perú Publications tenemos a las empresas comerciales y de servicios. Son sectores muy industriales, no extractivos, pero se siguen moviendo, aunque hablamos de montos pequeños. Cuando nos referimos a montos grandes en el Perú hablamos de la infraestructura, minería y construcción. La agroindustria no es tan fuerte como las anteriores y el crecimiento de la pesca se asemeja a un serrucho, está al alza un año y a la baja el otro. Ambos eran dos pilares que iban a levantar la economía. Lamentablemente, esto no pasará ahora.

 

ALTA CONCENTRACIÓN EN EL MERCADO

 

¿Volviendo al ranking de Top Perú Publications, siguen siendo 12 los grupos más importantes del país?

Los locales, sí: Grupo Romero, Breca, Intercorp, Buenaventura, Gloria, Ferreycorp, Hochschild, Camposol, Graña y Montero, [Sandoval, Belcorp y Credicorp]. Tenemos listados como 200 grupos en el sistema del top online, chicos, grandes, medianos, extranjeros y peruanos. Aparecieron nuevos por el crecimiento de los últimos diez años y porque muchos grupos, que son de provincia, llegaron a Lima. Sin embargo, esto se ha estancado. Difícilmente aparecerán grupos grandes en los próximos años porque no hay niveles de inversión fuerte. Lo que ocurre es que se están creando grupos medianos que crecerán, pero dentro de diez o veinte años. A pesar que Graña y Montero y Gloria tienen problemas [Caso Lava Jato y el tema de Pura Vida, respectivamente], no van a desaparecer del mercado. Este bloque de los llamados 12 apóstoles se va a mantener. Quizá haya nuevos jugadores pero no serán competencia sino hasta mucho tiempo después. 

¿Dada la concentración del mercado lácteo, el caso Pura Vida del Grupo Gloria afectará la economía de toda la compañía o solo a una de sus marcas?

Para empezar este es un tema global, la gente se está preocupando más por lo que come y bebe. Sin embargo, en el caso de Gloria, no creo que este tema los afecte tanto. Estamos hablando de un grupo enorme. No solo venden leche en Perú, venden en varios países de América Latina, y también tienen cemento y papeleras. Va a afectarles en imagen y caerán un poco en ventas, pero el consumidor peruano no tiene memoria a largo plazo. Además, el mercado necesita precios baratos, no somos un mercado de ingresos altos. La ley para que se use menos leche en polvo afectará a toda la economía. Está bien, la gente tiene que saber qué consume, pero eso ocasionará que la leche sea más cara, tendrá que aumentar el precio, en consecuencia el precio de la canasta familiar se elevará. Fuera de lo que pase con Gloria, todos acabaremos afectados.

¿En el tema de bienes de consumo también hay concentración alta?

En todos los sectores de la economía hay oligopolio, es decir, dos o tres empresas principales. Monopolio solo existe en el caso de la industria cervecera. Quizás no se siente tanto porque la gente no conoce qué marca es de qué empresa. Si analizas todos los sectores no hay más que tres líderes, y los demás están compitiendo por el cuarto o quinto lugar.

 

 

¿Y cuál es la tendencia? ¿El mercado se seguirá concentrando?

En la última década hay un movimiento muy fuerte en la mediana empresa. La punta del iceberg, que es la gran empresa, no se mueve tanto. Facturan más o menos, pero los actores no se mueven. Si entran actores nuevos, básicamente son extranjeros.

¿Ha variado mucho el ránking de las primeras 100 empresas del país en los ultimos años?

No, hace unos diez años la mitad son extranjeras en el top 100. El gran bloque tiene a las mineras a la cabeza, está Petroperú que siempre se ha mantenido en el primer lugar, salvo un año. Las que han subido son las financieras. El Banco de Crédito está en el segundo puesto del ranking. Nunca habíamos tenido un banco en el segundo lugar.

Los grupos extranjeros que invierten en Perú son los mismos que aparecen en el ránking de Forbes.

Sí, son empresas que están relacionadas a holding grandes con sucursales pequeñas en el Perú. Somos un brazo en América Latina en donde lo principal es Colombia, Brasil o México. Salvo empresas como Saga Falabella y Latam, para los cuales Perú es un mercado importante, para el resto no lo somos. Para SAB Miller, dueño de Backus & Johnston, no somos nada, a pesar de que aquella es nuestra principal cervecera y tiene el 98% del mercado. En realidad, esto es bueno porque es un mercado con oportunidades, no somos un mercado colapsado. Lo malo es que no tenemos poder de decisión. 

Eso limita el crecimiento de empleo.

En cierta parte sí, porque a nivel de matrices los holdings están en otros países. Eso significa que la producción también está en otros países. Somos una rama comercial de varias empresas. No hay industrias grandes que hayan llegado de afuera a instalarse como empresas industriales. Las principales industrias son agro y servicios. También banca pero aquí el empleo es menor.

 

SALA DEL PODER. Espacio de Ojo-Publico.com que investiga el poder detrás de los principales grupos corporativos en el Perú y su impacto en los ciudadanos.

 

ESCASA TRANSPARENCIA FINANCIERA

 

¿Cómo afectó a la elaboración del Top Perú Publications 2017 el hecho de que se declare inconstitucional el artículo de la ley 29720 que obligaba a las empresas, que no cotizaban en bolsa, a presentar sus estados financieros a la Superintendencia del Mercado de Valores (SMV)?

[La norma] duró dos años, y nunca fue bien aceptada por las empresas. La mayoría que presentaron sus datos a la SMV eran extranjeras. Muchísimas no presentaron. A nosotros no nos afectó porque estamos acostumbrados a que nos entreguen dicha información. [Para elaborar el ránking] no podemos pedirle a las empresas que nos entreguen sus estados financieros porque no lo van a hacer. Tienes que saber qué cosas pedir y qué no. Pero [la derogación] no se sintió porque mucha gente ni se enteró de que existía dicha norma: los datos eran públicos pero no estaban en la web, tenías que pedir una carta a la SMV para que te entreguen la información. No todo estaba digitalizado, era todo un trámite. La derogación no fue algo que cambió el mercado. Ese fue un negocio de las auditoras y allí quedó.

¿Cuál es el sector más reacio a entregar información?

Construcción, porque lo que facturan y lo que reciben [por ingresos] no es igual. Han tenido años malos y no son tan proclives [a brindar información]. Además, hay compañías que tienen una empresa para cada proyecto. Es complicado.

"La mayoría de los proyectos (mineros) están paralizados por temas de rentabilidad. No es que se paralizó todo luego de Conga"

¿Alguna vez la exposición de esta información ha puesto en riesgo a las empresas?

Cuando el Top Perú Publications salió por primera vez en 1986, la queja iba por ahí. Tenemos mucho cuidado de a quién vendemos el libro. No lo encuentras en librerías. El problema es que tienes que ver el contrapeso: el hecho de que no haya transparencia de ningún tipo limita muchas cosas a nivel de economía. Si tienes la lista del directorio de las principales empresas, sabes cómo les ha ido, y si quieres hacer negocio con alguna de ellas, tienes que saber cómo ubicarla. No hemos tenido ninguna queja. Y sobre la ley de protección de datos personales, hay todo un protocolo que seguimos ahora. No ponemos data personal que podría poner en riesgo a alguien.

De un lado están los negocios, pero de otro lado la transparencia que deberían tener las empresas.

No hay transparencia en el Perú. En Estados Unidos existe más transparencia porque tienen una educación financiera distinta. Acá la mayoría son empresas familiares que empezaron a crecer a partir de la década de los '80. Muchas ni siquiera se animan a asociarse con otras porque sienten que las empresas son propiedad de la familia. Eso implica que no sean transparentes por un tema cultural. Piensan que les van a robar, pero tu know how no te lo van a copiar porque publiques tus estados financieros.

¿Tienen sugerencias para mejorar la transparencia financiera?

Se debería fomentar desde el Estado, pero no por una ley y menos por una que favorezca a las auditoras. Debería fomentarse la educación financiera. Debe entenderse los beneficios de presentar los datos. La persona que presenta los datos está viendo su mercado y le está enviando información a inversionistas de afuera o locales, que finalmente también están buscando hacer negocio.

Portada: Trabajos en la obra Gasoducto Sur Peruano./ Andina.

Síguenos

Recibe nuestros mejores reportajes, crónicas e investigaciones.