#Nosfaltan3 Confirman asesinato de periodistas por disidentes de las FARC


Por Ojo-Público
Viernes, 13 Abr 2018

Javier Ortega, Paúl Rivas y Efraín Segarra, miembros de 'El Comercio' de Ecuador, fueron secuestrados hace 18 días cuando realizaban un reportaje en la frontera de Ecuador y Colombia. Organizaciones periodísticas denuncian inacción de autoridades para rescatar con vida al equipo.



#NoHicieronNada es el grito de los familiares y periodistas en Ecuador. Hoy el presidente de Ecuador, Lenin Moreno, confirmó que el periodista Javier Ortega (32), el fotógrafo Paúl Rivas (45) y el conductor Efraín Segarra (60), integrantes del equipo periodístico de 'El Comercio' de Ecuador, fueron asesinados por un grupo disidente de las FARC, en la frontera de Ecuador y Colombia. Los familiares de las víctimas acusan a ambos gobiernos de no haber hecho lo necesario para rescatar con vida al equipo.

"Lamentablemente tenemos información que confirma el asesinato de los tres periodistas ecuatorianos secuestrados", señaló y anunció el reinicio de las acciones militares en la zona de la frontera. El mandatario anunció que existe una recompensa de 100.000 dólares para las personas que ofrezcan información que permita la captura de alias 'Guacho'.

Las organizaciones periodísticas de ambos países han cuestionado la poca diligencia con la que las autoridades encararon el tema. La Fundación para la Libertad de Prensa (FLIP), de Colombia, y Fundamedios, de Ecuador, sostuvieron que en estos días las autoridades no impulsaron acciones eficaces para buscar la liberación de los periodistas. ​Los tres integrantes de El Comercio fueron secuestrados el pasado 26 de marzo mientras realizaban un reportaje en la zona de Mataje, ubicado en la provincia de Esmeraldas en la frontera con Colombia. 

Ayer, el medio de Noticias RCN (Colombia) accedió a tres fotografías sobre la situación del equipo de periodistas. El material fue entregado a la Fundación para la Libertad de Prensa y Fundamedios y estas se las entregaron a las respectivas autoridades de Colombia y Ecuador. 

Días antes, la CIDH había otorgado medidas cautelares a favor de los tres periodistas, que ordenaba a Ecuador y Colombia a adoptar medidas necesarias para salvaguardar sus vidas, garantizar que estos puedan desarrollar sus actividades periodísticas sin intimidación, amenazas u otros hechos de violencia.

Un comunicado conjunto firmado por Fundamedios, Fundación para la libertad de prensa  (FLIP), Reporteros Sin Fronteras (RSF) y el Comité para la Protección de Periodistas (CPJ) publicado durante los días del secuestro explica la cuestionable actitud de las autoridades mientras los periodistas se encontraban capturados.

"Es inadmisible la forma en la que los gobiernos de Colombia y Ecuador han manejado la información pública relacionada con el paradero de los periodistas. Durante estos días las autoridades ecuatorianas señalaron que los periodistas se encuentran en territorio colombiano en contradicción a lo planteado por las autoridades colombianas que han afirmado que los periodistas se encuentran del lado ecuatoriano de la frontera. Los gobiernos no pueden continuar evadiendo responsabilidades mientras entregan información contradictoria a los medios de comunicación", se lee en el documento.

Desde Ojo-Publico.com expresamos nuestra solidaridad con los familiares y exigimos que se investigue y capture a los asesinos.

Esta no es la primera vez que la disidencia de las FARC que existe en la frontera con Ecuador realiza una acción violenta contra la población civil. Rodolfo Escobedo, investigador de la Fundación Ideas para la paz en Colombia, recuerda que después de la firma de los acuerdos de paz se registraron también acciones en Tumaco, en octubre del año pasado. Según Escobedo, la disidencia de las FARC, antigua columna móvil denominada antes Daniel Aldana y hoy Frente Oliver Sinisterra comandada por alias “Guacho”, asesinó a un líder comunitario de la región. Al mismo tiempo, impulsó una movilización contra la erradicación de cultivos de coca que desencadenó en una masacre de seis campesinos. 

Para Escobedo, Tumaco y la zona fronteriza con Ecuador han vivido situaciones de violencia desde que el frente "Oliver Sinisterra" se disputa el control de zonas estratégicas para el narcotráfico con otras disidencias de grupos armados ilegales.

El último periodista asesinado por las antiguas FARC fue el colombiano José Nel Muñoz, locutor de la emisora Latina Stereo, en Putumayo, departamento ubicado en la frontera con Perú.

Desde Ojo-Publico.com expresamos nuestra solidaridad con los familiares de las víctimas y exigimos que se investigue y capture a los asesinos. Este asesinato no debe quedar impune. 

blog comments powered by Disqus