Lunes, 25 Jul 2016

[Actualización] Ollanta Humala no indultará a Alberto Fujimori

Gobierno saliente solo ha concedido 13 gracias presidenciales entre el 2011 y el 2015. La mayoría de favorecidos estaban gravemente enfermos. Tres años después del rechazo del primer pedido de indulto, Fujimori recibe miles de visitas y sigue políticamente activo desde la Diroes.
INDULTO. Fujimori sigue activo desde la prisión de la Diroes, tres años después de que se le negara el indulto por estar enfermo. / Andina.

[ACTUALIZACIÓN] Durante su última entrevista como presidente del Perú, Ollanta Humala, negó que vaya a dar el indulto a Alberto Fujimori. Así lo dijo al canal Latina: "Yo no lo voy a indultar, así de claro te lo digo".

Ojo-Publico.com advirtió horas antes que el saliente Jefe de Estado tenía que quebrar diferentes procesos administativos de la dirección de gracias presidenciales para favorecer al condenado por corrupción y violación de derechos humanos.

El presidente Ollanta Humala, a pedido de la Dirección de Gracias Presidenciales del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos (Minjus), solo ha concedido 13 indultos humanitarios y ningún indulto común entre los años 2011 y 2015, informaron fuentes de dicha institución, luego de conocer que el expresidente Alberto Fujimori pidiera ser favorecido con esta gracia presidencial el viernes pasado.

Ojo-Publico.com -luego de contrastar esta versión con información oficial de la Dirección de Gracias del Minjus- concluyó que trece personas (doce peruanos y un extranjero) recibieron el indulto humanitario y el derecho de gracia por la gravedad de las enfermedades que padecían, en su mayoría cáncer. Nueve de los trece favorecidos fallecieron poco tiempo después de salir de prisión.

De los trece indultados, ocho estaban condenados a penas de cárcel por tráfico ilícito de drogas que llegaban hasta los 10 y 18 años de cárcel. El resto estaba sentenciado por tenencia ilegal de armas, robo agravado, estafa y falsificación de billetes. El menor de los favorecidos, Jaime Ramos Veramendi (quien purgó prisión por narcotráfico en Huancayo), tenía 29 años de edad y la mayor, Luzmila Aquino Rodríguez (quien estaba en el penal de Chorrillos por el mismo delito), tenía 71 años. Ambos fallecieron.

La defensa legal y los hijos de Fujimori pidieron el indulto humanitario por primera vez en octubre del 2012 argumentando que su padre padecía cáncer de lengua de alto riesgo. La Dirección de Gracias de la época demoró casi ocho meses (luego de realizar diversos exámenes médicos al expresidente) antes de emitir un fallo rechazando el indulto humanitario. El dictamen fue confirmado por el presidente Humala en junio del 2013.

 

Desde entonces han pasado tres años y Fujimori se mantiene políticamente activo desde la prisión de la Dirección de Operaciones Especiales (Diroes) en Ate Vitarte. Los reportes del Instituto Nacional Penitenciario (INPE) indican que diariamente recibe visitas de diferentes personas. Ojo-Publico.com conoció que solo entre septiembre del 2015 y mayo del 2016 -la época más fuerte de las elecciones presidenciales perdidas por su hija, Keiko Fujimori- recibió más de 1.300 visitas.

El primer ministro Pedro Cateriano informó el sábado que la defensa de Fujimori -condenado por delitos de corrupción y violación de derechos humanos- solicitó la gracia presidencial a la Dirección de Gracias Presidenciales del Ministerio de Justicia, cuyos integrantes actualmente se encuentran reunidos para analizar el pedido.

A tres días del cambio de mando, el presidente electo Pedro Pablo Kuczynski ha dicho que él no firmará ningún indulto a favor de Fujimori. Con base en la información oficial del Minjus, Ollanta Humala y la Dirección de Gracias Presidenciales deberían romper todos los procedimientos y plazos de ley para examinar siquiera los términos del pedido del ex presidente en tiempo récord, ya ni que decir para indultarlo.

El abogado, Freddy Cárdenas Meregildo, figura actualmente como jefe de la dirección de gracias presidenciales en el Minjus.

La política de otorgamiento de gracias presidenciales se endureció durante el gobierno de Humala debido a lo ocurrido en el régimen de Alan García por el llamado Caso Narcoindultos, como se le conoció al proceso ilegal de rebajas de penas e indultos a condenados por narcotráfico y otros delitos vinculados al crimen organizado. El presidente de la comisión de aquella época, el aprista Facundo Chinguel, fue condenado a 13 años de prisión por su responsabilidad en este caso.

Chinguel sigue preso a la espera del fallo final de la Corte Suprema.

ACTUALIZACIÓN: En horas de la tarde, la dirección de gracias presidenciales admitió a trámite el pedido de indulto de Fujimori. Esta es una formalidad antes de analizar a profundidad el caso del expresidente.